The Lung Formula

$60.00

Qty

60 capsules per bottle

Product Description

Our Lung Formula contains Mangosteen, Huito, Noni, Verena Negra and Nucno Pichana. 

Mangosteen has therapeutic effects on allergy-induced asthma. 

Huito is used mainly to treat ailments such as common colds, infection in chest, asthma and problems related to breathing, respiratory disorders and also helps in curing sore throat. 

Noni juice may reduce cellular damage — particularly from tobacco smoke.

Verena Negra is used for the common cold in South America.

Nucno Pichana can help protect against lung cancer and colds.

Five great herbs to protect and reverse lung damage.

Further Reading

 

The lungs are the center of the respiratory (breathing) system. Every cell of the body needs oxygen to stay alive and healthy. Your body also needs to get rid of carbon dioxide. This gas is a waste product that is made by the cells during their normal, everyday functions. Your lungs are specially designed to exchange these gases every time you breathe in and out.

The lungs begin at the bottom of your trachea (windpipe). The trachea is a tube that carries the air in and out of your lungs. Each lung has a tube called a bronchus that connects to the trachea. The trachea and bronchi airways form an upside-down “Y” in your chest. This “Y” is often called the bronchial tree.

The bronchi branch off into smaller bronchi and even smaller tubes called brochioles. Like the branches of a tree, these tiny tubes stretch out into every part of your lungs. Some of them are so tiny that they have the thickness of a hair. You have almost 30,000 bronchioles in each lung.

Each bronchiole tube ends with a cluster of small air sacs called alveoli (individually referred to as alveolus). They look like tiny grape bunches or very tiny balloons. There are about 600 million alveoli in your lungs. The small bubble shapes of the alveoli give your lungs a surprising amount of surface area — equivalent to the size of a tennis court. This means there’s plenty of room for vital oxygen to pass into your body.

The lungs are the main part of the respiratory system. This system is divided into the upper respiratory tract and the lower respiratory tract.

The upper respiratory tract includes the:

  • Mouth and nose. Air enters and leaves the lungs through the mouth and nostrils of the nose.
  • Nasal cavity. Air passes from the nose into the nasal cavity, and then the lungs.
  • Throat (pharynx). Air from the mouth is sent to the lungs via the throat.
  • Voice box (larynx). This part of the throat helps air to pass into the lungs and keeps out food and drink.

The lower respiratory tract is made up of the:

  • lungs
  • trachea (windpipe)
  • bronchi
  • bronchioles
  • alveoli

Other parts of the respiratory system help your lungs to expand and contract as you breathe. These include the ribs around the lungs and the dome-shaped diaphragm muscle below them.

The lungs are surrounded by your sternum (chest bone) and ribcage on the front and the vertebrae (backbones) on the back. This bony cage helps to protect the lungs and other organs in your chest.

Respiration is made up of two phases called inspiration and expiration: You inhale (breathe in) oxygen during inspiration. You exhale (breathe out) carbon dioxide during expiration.

When you breathe, air enters through your mouth and nose and travels:

  • down the throat into the trachea
  • into the lungs through the right and left main bronchi
  • into the smaller bronchi airways
  • into the even smaller bronchiole tubes
  • into the alveoli

Each alveolus is covered by a net of tiny blood vessels called capillaries. Oxygen and carbon dioxide exchange happens here. Your heart sends deoxygenated blood to the lungs. This is blood that is carrying carbon dioxide rather than oxygen.

As the blood passes through the tiny, thin-walled capillaries, they get oxygen from the alveoli. They return carbon dioxide through the thin walls to the alveoli.

The oxygen-rich blood from your lungs is sent back to your heart, where it’s pumped to your entire body. The carbon dioxide is breathed out of the lungs and alveoli through your mouth and nose.

The alveoli stay partly inflated like a balloon even when you exhale air. Your lungs make a fluid called surfactant to help them stay open. Surfactant also contains fatty proteins that help keep the lungs healthy.

Your lungs are self-cleaning.

They make mucus to trap germs and particles. The mucus is then swept up by cilia, small hairs that line the airways. Normally, you swallow this mucus without noticing. If you have a respiratory illness, your lungs may make too much mucus.

The alveoli also contain immune cells called macrophages. These cells “eat” germs and irritants before they can cause an infection in your lungs.

Lung Disorders and illnesses

Asthma

Asthma is the most common chronic lung condition. Allergic asthma typically begins in childhood. Asthma attacks happen when the airways tighten and narrow, slowing down air flow. The lungs also become swollen and inflamed.

Asthma can be triggered by an allergic reaction, pollution, exercise, other respiratory illness, and cold air.

Bronchitis

This chest infection happens in the main airways, the bronchi. It may be due to a viral or bacterial infection.

Acute bronchitis happens suddenly and can sometimes spread into the lungs from an upper respiratory tract infection, such as a common cold.

Chronic obstructive pulmonary disease (COPD)

This condition is also known as chronic bronchitis or emphysema. COPD gets worse over time. It may be caused by smoking, air pollution, chemicals, or a genetic condition.

COPD often leads to disability and is the fourth most common cause of deathTrusted Source in the U.S.

Pneumonia

This is a chest infection deep in the bronchioles and alveoli. Pus and mucus can build up, and the lungs may swell. This makes it difficult to breathe. Pneumonia can happen to anyone. Young children, the elderly, smokers, and people who are ill are at higher risk.

Tuberculosis (TB)

This bacterial infection is spread through air droplets from coughs and sneezes. It’s difficult to become infected. Tuberculosis can be serious and lead to lung scarring. It may also stay in the body without causing symptoms or spread to other parts of the body.

Causes of lung disorders and illnesses

Respiratory or lung disorders can make it difficult to breathe. They are a common reason for doctor visits in most countries.

You can get a respiratory illness due to:

  • bacteria
  • viruses
  • mold (fungus)
  • polluted air
  • chemicals
  • stagnant indoor air
  • cigarette, tobacco, or shisha smoke
  • secondhand smoke
  • Allergies, such as:
    • pollen
    • dust
    • food allergens (dairy, nuts, seafood, etc.)
    • pet dander and fur
    • insect waste (such as from dust mites)

Lung Diseases Affecting the Airways

Your windpipe (trachea) branches into tubes called bronchi, which in turn become smaller tubes throughout your lungs. Diseases that can affect these airways include:

  • Asthma. Your airways are constantly inflamed and may spasm, causing wheezing and shortness of breath. Allergies, infections, or pollution can trigger asthma symptoms.
  • Chronic obstructive pulmonary disease (COPD). With this lung condition, you can’t exhale the way you usually would, which causes trouble breathing.
  • Chronic bronchitis. This form of COPD brings a long-term wet cough.
  • Emphysema. Lung damage allows air to be trapped in your lungs in this form of COPD. Trouble blowing air out is its hallmark.
  • Acute  bronchitis. This sudden infection of your airways is usually caused by a virus.
  • Cystic fibrosis. With this condition, you have trouble clearing mucus out of your bronchi. This leads to repeated lung infections.

Lung Diseases Affecting the Air Sacs (Alveoli)

Your airways branch into tiny tubes (bronchioles) that end in clusters of air sacs called alveoli. These air sacs make up most of your lung tissue. Lung diseases affecting your alveoli include:

  • Pneumonia. An infection of your alveoli, usually by bacteria or viruses, including the coronavirus that causes COVID-19.
  • Tuberculosis Pneumonia that slowly gets worse, caused by the bacteria Mycobacterium tuberculosis.
  • Emphysema. This happens when the fragile links between alveoli are damaged. Smoking is the usual cause. (Emphysema also limits airflow, affecting your airways.)
  • Pulmonary edema. Fluid leaks out of the small blood vessels of your lung into the air sacs and the area around them. One form is caused by heart failure and back pressure in your lungs’ blood vessels. In another form, injury to your lung causes the leak of fluid.
  • Lung cancer. It has many forms and may start in any part of your lungs. It most often happens in the main part of your lung, in or near the air sacs.
  • Acute respiratory distress syndrome  (ARDS). This is a severe, sudden injury to the lungs from a serious illness. COVID-19 is one example. Many people who have ARDS need help breathing from a machine called a ventilator until their lungs recover.
  • Pneumoconiosis. This is a category of conditions caused by inhaling something that injures your lungs. Examples include black lung disease from coal dust and asbestosis from asbestos dust.

Lung Diseases Affecting the Interstitium

The interstitium is the thin, delicate lining between your alveoli. Tiny blood vessels run through the interstitium and let gas transfer between the alveoli and your blood. Various lung diseases affect the interstitium:

Lung Diseases Affecting Blood Vessels

The right side of your heart gets low-oxygen blood from your veins. It pumps blood into your lungs through the pulmonary arteries. These blood vessels can have diseases, as well.

  • Pulmonary embolism (PE). blood clot (usually in a deep leg vein, called deep vein thrombosis) breaks off, travels to your heart, and gets pumped into your lungs. The clot sticks in a pulmonary artery, often causing shortness of breath and low blood oxygen levels.
  • Pulmonary hypertension. Many conditions can cause high blood pressure in your pulmonary arteries. This can lead to shortness of breath and chest pain. If your doctor can’t find a cause, they’ll call it idiopathic pulmonary arterial hypertension.

Lung Diseases Affecting the Pleura

The pleura is the thin lining that surrounds your lung and lines the inside of your chest wall. A tiny layer of fluid lets the pleura on your lung’s surface slide along the chest wall with each breath. Lung diseases of the pleura include:

  • Pleural effusion. Fluid collects in the space between your lung and the chest wall. Pneumonia or heart failure usually causes this. Large pleural effusions can make it hard to breathe and may need to be drained.
  • Pneumothorax. Air may get into the space between your chest wall and the lung, collapsing the lung.
  • Mesothelioma. This is a rare form of cancer that forms on the pleura. Mesothelioma tends to happen several decades after you come into contact with asbestos.

Lung Diseases Affecting the Chest Wall

Your chest wall also plays an important role in breathing. Muscles connect your ribs to each other, helping your chest expand. Your diaphragm descends with each breath, also causing chest expansion. Diseases that affect your chest wall include:

Our Lung Formula contains Mangosteen, Huito, Noni, Verena Negra and Nucno Pichana.

Mangosteen has therapeutic effects on allergy-induced asthma.

Huito is used mainly to treat ailments such as common colds, infection in chest, asthma and problems related to breathing, respiratory disorders and also helps in curing sore throat.

Noni juice may reduce cellular damage — particularly from tobacco smoke.

Verena Negra is used for the common cold in South America.

Nucno Pichana can help protect against lung cancer and colds.

Five great herbs to protect and reverse lung damage.

https://www.healthline.com/human-body-maps/right-pulmonary-artery#2

https://www.webmd.com/lung/lung-diseases-overview

https://www.curejoy.com/content/health-benefits-of-mangosteen/

https://www.fruitsinfo.com/huito-tropical-fruit.php

https://www.webmd.com/vitamins/ai/ingredientmono-632/lemon-verbena

https://www.webmd.com/diet/health-benefits-basil#1

https://www.verywellhealth.com/holy-basil-4766587

The Lung Formula Description en Español

Nuestra Fórmula Pulmonar contiene Mangostán, Huito, Noni, Verena Negra y Nucno Pichana. El Mangostán tiene efectos terapéuticos sobre el asma inducida por alergias. Huito se usa principalmente para tratar dolencias como resfriados comunes, infecciones en el pecho, asma y problemas relacionados con la respiración, trastornos respiratorios y también ayuda a curar el dolor de garganta. El jugo de Noni puede reducir el daño celular, especialmente por el humo del tabaco. Verena Negra se utiliza para el resfriado común en América del Sur. Nucno Pichana puede ayudar a proteger contra el cáncer de pulmón y los resfriados. Cinco excelentes hierbas para proteger y revertir el daño pulmonar.

Lectura Adicional

 

Los pulmones son el centro del sistema respiratorio (respiración). Cada célula del cuerpo necesita oxígeno para mantenerse viva y saludable. Su cuerpo también necesita deshacerse del dióxido de carbono. Este gas es un producto de desecho que producen las células durante sus funciones diarias normales. Sus pulmones están especialmente diseñados para intercambiar estos gases cada vez que inhala y exhala.

Los pulmones comienzan en la parte inferior de la tráquea (tráquea). La tráquea es un tubo que transporta el aire hacia adentro y hacia afuera de los pulmones. Cada pulmón tiene un tubo llamado bronquio que se conecta a la tráquea. Las vías respiratorias de la tráquea y los bronquios forman una “Y” invertida en su pecho. Esta "Y" a menudo se llama árbol bronquial.

Los bronquios se ramifican en bronquios más pequeños e incluso en tubos más pequeños llamados broquiolos. Como las ramas de un árbol, estos pequeños tubos se extienden hasta cada parte de sus pulmones. Algunos de ellos son tan pequeños que tienen el grosor de un cabello. Tiene casi 30.000 bronquiolos en cada pulmón.

Cada tubo de bronquiolo termina con un grupo de pequeños sacos de aire llamados alvéolos (denominados individualmente alvéolos). Parecen racimos de uvas diminutos o globos muy pequeños. Hay alrededor de 600 millones de alvéolos en sus pulmones. Las pequeñas burbujas de los alvéolos le dan a sus pulmones una sorprendente cantidad de superficie, equivalente al tamaño de una cancha de tenis. Esto significa que hay mucho espacio para que el oxígeno vital pase a su cuerpo.

Los pulmones son la parte principal del sistema respiratorio. Este sistema se divide en el tracto respiratorio superior y el tracto respiratorio inferior.

El tracto respiratorio superior incluye:

  • Boca y nariz. El aire entra y sale de los pulmones por la boca y las fosas nasales de la nariz.
  • Cavidad nasal. El aire pasa de la nariz a la cavidad nasal y luego a los pulmones.
  • Garganta (faringe). El aire de la boca se envía a los pulmones a través de la garganta.
  • Caja de voz (laringe). Esta parte de la garganta ayuda a que el aire pase a los pulmones y evita la entrada de alimentos y bebidas.

El tracto respiratorio inferior está formado por:

  • pulmones
  • tráquea (tráquea)
  • bronquios
  • bronquiolos
  • alvéolos

Otras partes del sistema respiratorio ayudan a sus pulmones a expandirse y contraerse mientras respira. Estos incluyen las costillas alrededor de los pulmones y el músculo del diafragma en forma de cúpula debajo de ellos.

Los pulmones están rodeados por el esternón (hueso del pecho) y la caja torácica en la parte delantera y las vértebras (columna vertebral) en la parte posterior. Esta caja ósea ayuda a proteger los pulmones y otros órganos de su pecho.

La respiración se compone de dos fases llamadas inspiración y espiración: inhala (inhala) oxígeno durante la inspiración. Usted exhala (exhala) dióxido de carbono durante la espiración.

Cuando respira, el aire entra por la boca y la nariz y viaja:

  • por la garganta hasta la tráquea
  • hacia los pulmones a través de los bronquios principales derecho e izquierdo
  • en las vías respiratorias de los bronquios más pequeños
  • en los bronquiolos aún más pequeños
  • en los alvéolos

Cada alvéolo está cubierto por una red de pequeños vasos sanguíneos llamados capilares. El intercambio de oxígeno y dióxido de carbono ocurre aquí. Su corazón envía sangre desoxigenada a los pulmones. Se trata de sangre que transporta dióxido de carbono en lugar de oxígeno.

A medida que la sangre pasa a través de los capilares diminutos de paredes delgadas, obtienen oxígeno de los alvéolos. Devuelven dióxido de carbono a través de las paredes delgadas a los alvéolos.

La sangre rica en oxígeno de sus pulmones se envía de regreso a su corazón, donde se bombea a todo su cuerpo. El dióxido de carbono sale de los pulmones y los alvéolos a través de la boca y la nariz.

Los alvéolos permanecen parcialmente inflados como un globo incluso cuando exhala aire. Sus pulmones producen un líquido llamado surfactante para ayudarlos a permanecer abiertos. El surfactante también contiene proteínas grasas que ayudan a mantener sanos los pulmones.

Tus pulmones se limpian por sí solos.

Producen moco para atrapar gérmenes y partículas. Luego, los cilios, pequeños pelos que recubren las vías respiratorias, barren el moco. Normalmente, tragas este moco sin darte cuenta. Si tiene una enfermedad respiratoria, sus pulmones pueden producir demasiada mucosidad.

Los alvéolos también contienen células inmunes llamadas macrófagos. Estas células "comen" gérmenes e irritantes antes de que puedan causar una infección en los pulmones.

Trastornos y enfermedades pulmonares

Asma

El asma es la afección pulmonar crónica más común. El asma alérgica generalmente comienza en la niñez. Los ataques de asma ocurren cuando las vías respiratorias se contraen y estrechan, lo que ralentiza el flujo de aire. Los pulmones también se hinchan e inflaman.

El asma puede desencadenarse por una reacción alérgica, contaminación, ejercicio, otras enfermedades respiratorias y aire frío.

Bronquitis

Esta infección del pecho ocurre en las principales vías respiratorias, los bronquios. Puede deberse a una infección viral o bacteriana.

La bronquitis aguda ocurre repentinamente y, a veces, puede extenderse a los pulmones a partir de una infección del tracto respiratorio superior, como un resfriado común.

Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC)

Esta condición también se conoce como bronquitis crónica o enfisema. La EPOC empeora con el tiempo. Puede ser causado por el tabaquismo, la contaminación del aire, los productos químicos o una afección genética.

La EPOC a menudo conduce a la discapacidad y es la cuarta causa más común de muerte.

Neumonía

Esta es una infección del pecho profunda en los bronquiolos y alvéolos. Se pueden acumular pus y moco y los pulmones pueden hincharse. Esto dificulta la respiración. La neumonía le puede pasar a cualquiera. Los niños pequeños, los ancianos, los fumadores y las personas enfermas corren un mayor riesgo.

Tuberculosis (TB)

Esta infección bacteriana se transmite a través de las gotitas de aire al toser y estornudar. Es difícil infectarse. La tuberculosis puede ser grave y provocar cicatrices en los pulmones. También puede permanecer en el cuerpo sin causar síntomas o extenderse a otras partes del cuerpo.

Causas de enfermedades y trastornos pulmonares.

Los trastornos respiratorios o pulmonares pueden dificultar la respiración. Son un motivo común de visitas al médico en la mayoría de los países.

Puede contraer una enfermedad respiratoria debido a:

  • bacterias
  • virus
  • moho (hongo)
  • aire contaminado
  • productos químicos
  • aire interior estancado
  • humo de cigarrillo, tabaco o shisha
  • humo de segunda mano
  • alergias, como:
    • o polen
    • o polvo
    • o alérgenos alimentarios (lácteos, frutos secos, mariscos, etc.)
    • o caspa y pelaje de mascotas
    • o desechos de insectos (como los de los ácaros del polvo)

Enfermedades pulmonares que afectan las vías respiratorias

Su tráquea (tráquea) se ramifica en tubos llamados bronquios, que a su vez se convierten en tubos más pequeños a lo largo de sus pulmones. Las enfermedades que pueden afectar estas vías respiratorias incluyen:

  • Asma. Sus vías respiratorias están constantemente inflamadas y pueden sufrir espasmos, provocando sibilancias y dificultad para respirar. Las alergias, las infecciones o la contaminación pueden desencadenar síntomas de asma.
  • Enfermedad Pulmonar Obstructiva Crónica (EPOC). Con esta afección pulmonar, no puede exhalar como lo haría normalmente, lo que causa problemas para respirar.
  • Bronquitis crónica. Esta forma de EPOC trae una tos húmeda a largo plazo.
  • Enfisema. El daño pulmonar permite que el aire quede atrapado en los pulmones en esta forma de EPOC. La dificultad para expulsar el aire es su sello distintivo.
  • Bronquitis aguda. Esta infección repentina de las vías respiratorias generalmente es causada por un virus.
  • Fibrosis quística. Con esta afección, tiene problemas para eliminar la mucosidad de los bronquios. Esto conduce a infecciones pulmonares repetidas.

Enfermedades pulmonares que afectan los sacos de aire (alvéolos)

Las vías respiratorias se ramifican en pequeños tubos (bronquiolos) que terminan en grupos de sacos de aire llamados alvéolos. Estos sacos de aire constituyen la mayor parte del tejido pulmonar. Las enfermedades pulmonares que afectan los alvéolos incluyen:

  • Neumonía. Una infección de sus alvéolos, generalmente por bacterias o virus, incluido el coronavirus que causa COVID-19.
  • Tuberculosis Neumonía que empeora lentamente, causada por la bacteria Mycobacterium tuberculosis.
  • Enfisema. Esto sucede cuando se dañan los frágiles enlaces entre los alvéolos. Fumar es la causa habitual. (El enfisema también limita el flujo de aire y afecta las vías respiratorias).
  • Edema pulmonar. El líquido se escapa de los pequeños vasos sanguíneos de su pulmón hacia los alvéolos y el área que los rodea. Una forma es causada por insuficiencia cardíaca y contrapresión en los vasos sanguíneos de los pulmones. De otra forma, la lesión de su pulmón provoca la fuga de líquido.
  • Cáncer de pulmón. Tiene muchas formas y puede comenzar en cualquier parte de sus pulmones. Ocurre con mayor frecuencia en la parte principal de su pulmón, en o cerca de los sacos de aire.
  • Síndrome de dificultad respiratoria aguda (SDRA). Se trata de una lesión grave y repentina de los pulmones debido a una enfermedad grave. COVID-19 es un ejemplo. Muchas personas que tienen SDRA necesitan ayuda para respirar con una máquina llamada ventilador hasta que sus pulmones se recuperen.
  • Neumoconiosis. Esta es una categoría de afecciones causadas por la inhalación de algo que lesiona los pulmones. Los ejemplos incluyen la enfermedad del pulmón negro por polvo de carbón y la asbestosis por polvo de asbesto.

Enfermedades pulmonares que afectan el intersticio

El intersticio es el revestimiento delgado y delicado entre los alvéolos. Pequeños vasos sanguíneos atraviesan el intersticio y permiten que el gas se transfiera entre los alvéolos y la sangre. Varias enfermedades pulmonares afectan el intersticio:

  • Enfermedad pulmonar intersticial (EPI). Este es un grupo de afecciones pulmonares que incluye sarcoidosis, fibrosis pulmonar idiopática y enfermedad autoinmune.
  • La neumonía y el edema pulmonar también pueden afectar su intersticio.

Enfermedades pulmonares que afectan a los vasos sanguíneos

El lado derecho de su corazón recibe sangre con poco oxígeno de sus venas. Bombea sangre a los pulmones a través de las arterias pulmonares. Estos vasos sanguíneos también pueden tener enfermedades.

  • Embolia pulmonar (EP). Un coágulo de sangre (generalmente en una vena profunda de la pierna, llamado trombosis venosa profunda) se desprende, viaja al corazón y se bombea a los pulmones. El coágulo se adhiere a una arteria pulmonar, lo que a menudo provoca dificultad para respirar y niveles bajos de oxígeno en sangre.
  • Hipertensión pulmonar. Muchas afecciones pueden causar presión arterial alta en las arterias pulmonares. Esto puede provocar dificultad para respirar y dolor en el pecho. Si su médico no puede encontrar una causa, lo llamará hipertensión arterial pulmonar idiopática.

Enfermedades pulmonares que afectan la pleura

La pleura es el revestimiento delgado que rodea su pulmón y reviste el interior de la pared torácica. Una pequeña capa de líquido permite que la pleura de la superficie de su pulmón se deslice a lo largo de la pared torácica con cada respiración. Las enfermedades pulmonares de la pleura incluyen:

  • Derrame pleural. El líquido se acumula en el espacio entre el pulmón y la pared torácica. La neumonía o la insuficiencia cardíaca suelen causar esto. Los derrames pleurales grandes pueden dificultar la respiración y es posible que sea necesario drenarlos.
  • Neumotórax. Es posible que entre aire en el espacio entre la pared torácica y el pulmón, colapsando el pulmón.
  • Mesotelioma. Ésta es una forma poco común de cáncer que se forma en la pleura. El mesotelioma tiende a aparecer varias décadas después de que entra en contacto con el asbesto.

Enfermedades pulmonares que afectan la pared torácica

La pared torácica también juega un papel importante en la respiración. Los músculos conectan las costillas entre sí, lo que ayuda a expandir el pecho. Su diafragma desciende con cada respiración, lo que también provoca la expansión del pecho. Las enfermedades que afectan la pared torácica incluyen:

  • Síndrome de hipoventilación por obesidad. El peso adicional en el pecho y el abdomen puede dificultar la expansión del pecho. Esto puede causar problemas respiratorios graves.
  • Trastornos neuromusculares. Es posible que tenga problemas para respirar cuando los nervios que controlan los músculos respiratorios no funcionan como deberían. La esclerosis lateral amiotrófica y la miastenia gravis son ejemplos de enfermedad pulmonar neuromuscular.

Nuestra Fórmula Pulmonar contiene Mangostán, Huito, Noni, Verena Negra y Nucno Pichana.

El mangostán tiene efectos terapéuticos sobre el asma inducida por alergias.

Huito se usa principalmente para tratar dolencias como resfriados comunes, infecciones en el pecho, asma y problemas relacionados con la respiración, trastornos respiratorios y también ayuda a curar el dolor de garganta.

El jugo de noni puede reducir el daño celular, en particular por el humo del tabaco.

Verena Negra se utiliza para el resfriado común en América del Sur.

Nucno Pichana puede ayudar a proteger contra el cáncer de pulmón y los resfriados.

Cinco excelentes hierbas para proteger y revertir el daño pulmonar.

https://www.healthline.com/human-body-maps/right-pulmonary-artery#2

https://www.webmd.com/lung/lung-diseases-overview

https://www.curejoy.com/content/health-benefits-of-mangosteen/

https://www.fruitsinfo.com/huito-tropical-fruit.php

https://www.webmd.com/vitamins/ai/ingredientmono-632/lemon-verbena

https://www.webmd.com/diet/health-benefits-basil#1

https://www.verywellhealth.com/holy-basil-4766587